fbpx

Industriales de Querétaro ven aumento en demanda de insumos

La guerra comercial de EU y China aumentó la demanda de proveduría mexicana

El presidente de la Asociación de Mipymes Industriales de Querétaro (Amiqro), José Luis Cámara Gil, manifestó que las empresas locales han aprovechado los problemas logísticos mundiales y la guerra comercial de Estados Unidos y China para retomar su competitividad, ante el aumento de la demanda de ciertos insumos mexicanos.

“La guerra comercial con Estados Unidos y China ha dejado una sobredemanda a México porque somos los proveedores naturales de Estados Unidos y Canadá, ha venido un crecimiento de más de 20% sobre demanda de productos mexicanos y Querétaro es uno de los principales productores de autopartes”, expuso.

Además, señaló que el aumento en la demanda de proveeduría está relacionado con la reactivación de la economía estadounidense.

De las 187 empresas socias en Amiqro, 25 (13.4%) exportan de manera directa, aunque la mayoría lo hace de manera indirecta, a través de compañías integradoras, es decir, incluyen sus insumos en artículos que finalmente son exportados.

Del total de empresas de la asociación, 27% importa sus materias primas, por lo que la mayoría se abastece de materias locales, además de aplicar procesos de economía circular y rehusar insumos, comentó el representante industrial.

Las capacidades de proveeduría de las Mipymes industriales engloban desde la industria metalmecánica hasta la fabricación de empaques, procesos de transformación de plástico y de acero, entre otras áreas.

Las empresas de Amiqro estiman cerrar el año con un crecimiento anual de entre 5 y 6% en sus utilidades, así como una variación de 3% en relación con 2019, antes de los efectos de la pandemia.

Con relación a la generación de empleos, destacó un repunte de 9% respecto a 2019, de acuerdo con cifras del IMSS.

Por otro lado, las exportaciones queretanas acumularon un valor de 6 mil 939.17 millones de dólares (mdd) en el primer semestre, un aumento anual 36.2%, de acuerdo con el INEGI.

Con información de El Economista.

leave a reply