T-MEC abre oportunidad a fabricantes de autopartes

El Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), es una oportunidad para los fabricantes de autopartes, pues muchos componentes y materiales que se importaban de países de bajo costo ahora se producirán en México.

La Industria Nacional de Autopartes (INA) calculó que se invirtieron 5 mil millones de dólares en el sector para adaptarse a la nueva regla de origen y aumentar la producción de componentes como motores, sistemas de suspensión, de dirección, ejes y baterías de litio en el país.

La nueva regla de origen indica que 66% de los componentes de un auto fabricado en Norteamérica tendrán que ser de la región, por lo que ya no se podrá traer muchos insumos europeos o asiáticos para armar un auto.

Las autopartes que se exportan a Estados Unidos se dividen en 3 tipos:

  1. Las esenciales, tendrán que incrementar su contenido regional de 50% a 66% y son ejes, carrocerías, motores, sistemas de dirección, de suspensión, transmisiones y baterías de litio. La INA considera que en este componente hay mayor oportunidad de atraer inversiones al país.
  2. Las principales seguirán con un contenido regional de 62.5% y son rodamientos, partes para carrocerías, sistemas de freno, parachoques, aire acondicionado, motor de enfriamiento, paneles de control, embragues, escapes, parabrisas, bolsas de aire, llantas y rines, entre otras
  3. Las complementarias seguirán con contenido regional de 62% y son: equipo de audio, de telemando, juntas, cámaras, monitores, convertidores catalíticos, iluminación, cerraduras, interruptores y válvulas.

México fabricó en 2019 autopartes por un valor de 97 mil 834 millones de dólares.

Con información de El Universal.

leave a reply