Se emiten medidas de apoyo a clientes de la banca ante el Covid-19

La Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) y la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), informaron de las medidas contables especiales y temporales aplicables a las entidades financieras, a fin de que éstas den facilidades a sus clientes, cuya fuente de pago se encuentre afectada por la contingencia de coronavirus (Covid-19).

De esta forma la autoridad acordó con la Asociación de Bancos de México (ABM) que la población acreditada podrá diferir parcial o totalmente los de pagos de capital o intereses hasta por 4 meses, con posibilidad de extenderlo a 2 meses más, respecto a la totalidad del monto exigible.

Saldos se podrán congelar

Detalló que los saldos se podrán congelar sin cargo de intereses y que lo anterior aplicará, siempre y cuando, el crédito se encuentre vigente al 28 de febrero 2020, como solicitaron los banqueros.

A quién aplica

Este apoyo es para créditos de vivienda con garantía hipotecaria, así como créditos revolventes y no revolventes como: automotriz, personales, de nómina, tarjeta de crédito, microcréditos, siempre y cuando estén dirigidos a personas físicas.

Asimismo, aplica para los créditos comerciales dirigidos a personas morales o físicas con actividad empresarial en sus diferentes modalidades, incluidos los agropecuarios.

Analizan apoyo similar para otros intermediarios financieros

Al mismo tiempo, el órgano regulador adelantó que se está trabajando para emitir criterios contables a las sociedades financieras populares, cooperativas de ahorro y préstamo y uniones de crédito.

El objetivo de la emisión de tales criterios contables temporales, es mitigar los efectos económicos derivados de la pandemia de Covid-19, implementando apoyos a sus clientes que tengan contratados créditos.

En qué constan los beneficios

  • Diferimiento parcial o total de pagos de capital o intereses hasta por 4 meses, con posibilidad de extenderlo a 2 meses adicionales.
  • Los saldos se podrán congelar sin cargo de intereses. Resultará aplicable, siempre y cuando, el crédito se encuentre clasificado como vigente al 28 de febrero del 2020.
  • El apoyo aplicará a los créditos a la vivienda con garantía hipotecaria, automotrices, personales, de nómina, tarjeta de crédito, microcréditos y comerciales dirigidos a personas morales o físicas con actividad empresarial en sus diferentes modalidades, incluidos agropecuarios.

Con información de El Economista.

leave a reply