Trump amplía aranceles a productos de acero y aluminio

  • México queda exento

A casi dos años de que el gobierno de Estados Unidos aplicara aranceles a la introducción de acero crudo y aluminio como medida proteccionista, se anunció que algunas importaciones de productos derivados del aluminio estarían sujetas a un arancel adicional del 10%, mientras los derivados del acero recibirían un arancel del 25%.

Esta medida contempla una lista de productos como clavos, grapas, cables eléctricos y algunas piezas terminadas para automóviles y tractores, entre otros.

Cabe destacar que estos aranceles al aluminio no aplicarán para las importaciones provenientes de Argentina, Australia, Canadá y México. En tanto que Brasil, Argentina, Canadá, Australia, México y Corea del Sur estarán exentos de los aranceles al acero.

Al respecto, el presidente estadounidense, Donald Trump, manifestó que a pesar de que las importaciones de estos metales han disminuido desde la imposición de gravámenes, algunos productos derivados han aumentado significativamente.

Tras la imposición de los aranceles en 2018, los fabricantes de acero estadounidenses gozaron de mayores ganancias, lo que les proporcionó un catalizador para reiniciar la capacidad de acero o construir nuevas plantas en el país, señala información de El Economista.

Además, los precios del acero han bajado aproximadamente 30% desde el anuncio de Trump en marzo de 2018. Con ello, las empresas siderúrgicas y los productores estadounidenses de aluminio han visto caer sus acciones debido a la menor demanda, sumada a una caída en la actividad manufacturera y al aumento de la oferta doméstica venidera.

Desde el inicio de su administración, Trump ha utilizado los aranceles como herramienta política; durante el Foro Económico Mundial advirtió a los líderes europeos de nuevas sanciones si no estaban dispuestos a alcanzar un acuerdo comercial antes de las elecciones estadounidenses en noviembre.

Tales gravámenes contra la Unión Europea se aplicarían a las importaciones de automóviles y piezas europeas.

Con información de El Financiero.

leave a reply