Parques industriales buscan potenciar estrategia exportadora de México

Que los parques industriales proporcionen a los propietarios y arrendadores las condiciones óptimas para la buena logística de las empresas que llevan sus productos a mercados internos y externos, es uno de los requerimientos indispensables que deben ofrecer.

La Asociación Mexicana de Parques industriales Privados (AMPIP),  puntualizó que estos espacios son ocupados principalmente por empresas globales de manufactura y distribución, como corporaciones automotrices, químicas, de plásticos, fabricantes de componentes para aviones, de alimentos y bebidas, entre otros de primer orden.

“Demandan tener acceso rápido a los mercados y a las plataformas logísticas del territorio nacional y de allí la relevancia de la ubicación geográfica, de tener costos competitivos, acceso a mano de obra especializada y de técnicos, además de infraestructura de servicios de clase mundial”, enfatizó Forbes México.

La proporción de inversión extranjera directa en los 250 inmuebles manufactureros miembros de la AMPIP la encabezan los Estados Unidos con 935 empresas, que representan el 38% de las 2,286 empresas inquilinas.

En segundo lugar con el 30% de estos espacios están empresas mexicanas, en tercer lugar Japón con 32%, seguido de Alemania, Corea del Sur, Canadá, Francia, España, Italia, Reino Unido, entre otros países.

“La prioridad ubicuidad de estos conjuntos fabriles es el acceso próximo a vialidades rápidas, preferentemente a los ejes troncales carreteros, autopistas de cuota de cuando menos cuatro carriles, también  al sistema ferroviario, a recintos fiscales estratégicos para la gestión aduanal y la rápida conexión con puertos marítimos y aeropuertos para embarcar sus productos con rapidez y seguridad. Igualmente para recibir materias primas e insumos de su cadena de valor”, mencionó la nota informativa.

Respecto a las cargas nacionales, la AMPIP consideró relevante tener la adecuada conectividad para afrontar todas las variables que exista entre planta o almacén de salida con los centros de distribución para el mercado interno.

Apuntó el medio que, en el caso de la industria automotriz, la cadena de ensamble de sus plantas es “justo a tiempo” y “justo en secuencia”; de no llegar la mercancía implicaría penalizaciones que incrementa los costos de los proveedores.

“En México el sistema ferroviario es sumamente limitado y la carga es movilizada prioritariamente por el autotransporte, lo que encarece los costos además de que prácticamente no hay cabotaje marítimo”, indicó la Asociación.

Es por ello que para tener buena logística de las empresas de manufactura, es necesario llegar desde y a parques industriales con eficiencia y rentabilidad.

Con información de Forbes

leave a reply