Conflictos laborales en México relacionados con el aumento al salario mínimo

En varios estados de la frontera norte del país se han presentado paros laborales relacionados con los ajustes realizados en las nóminas tras el aumento del salario mínimo de 88.36 a 176.68 pesos diarios en la mencionada región.

Principalmente, los empleados refieren que en sus centros de trabajo eliminaron los bonos para integrarlos al sueldo base con el objetivo de cumplir con el aumento, lo que ha derivado que perciban cantidades netas muy similares o menores a las del año pasado.

En Tijuana, Baja California, un empleado ha difundido en redes sociales que la empresa donde trabaja integró los bonos al sueldo ordinario o base para generar un aumento, situación que ha llegado incluso a la Procuraduría de la Defensa del Trabajo.

En Sonora se han dado paros laborales en varias empresas. En Agua Prieta empleados detuvieron sus actividades desde el 11 de enero. La queja también es que sumaron sus prestaciones al sueldo ordinario. De acuerdo con El Universal, empleados y empleadores finalmente acordaron separar nuevamente las prestaciones y los bonos del sueldo ordinario.

En el mismo municipio 1,100 trabajadores de otra empresa maquiladora han dejado de laborar dado que les fueron retirados de sus nóminas semanales bonos como vales de despensa y servicio de comedor. De acuerdo a la denuncia en redes, el gerente de la planta dialogó con más de 800 empleados, quienes se unieron para que se les respeten las condiciones del año pasado más el aumento al doble en el salario mínimo.

También en Agua Prieta 72 empleados de un par de guarderías infantiles iniciaron paro laboral por la suspensión de un bono y la disminución de otros en un 5%. Los trabajadores se expresaron tras ver reflejada la reducción en su primera quincena. 280 niños están sin servicio de guarderías.

En Cananea, Sonora 150 trabajadores de una fábrica mantuvieron un paro laboral durante nueve horas. Esto también por la pérdida de bonos, mismos que en primera instancia fueron incluidos en el sueldo ordinario por la empresa para cumplir con el nuevo salario mínimo de 176.72 pesos de esta forma. Aunque acordaron aumentar el salario e incrementar en un 10% el bono de productividad, continuarán con reuniones de trabajo.

En Matamoros, Tamaulipas, 75 mil empleados de 45 centros de trabajo se encontraban en suspensión de labores desde el 12 de enero de 2019, disminuyendo a 10 empresas al 16 de enero. El sindicato de Jornaleros y Obreros Industriales de la Industria Maquiladora (Sjoiim) exige incremento del 20% y bono anual de 32 mil pesos, la fecha límite para llegar a un acuerdo es este 16 de enero.

Asimismo, en Guasave, Sinaloa, trabajadores sindicalizados suspendieron labores este 16 de enero para exigir que se haga efectivo el aumento salarial del 16% que se aplicó a partir del 1 de enero, ya que su contrato colectivo establece aumento de salario en el mismo porcentaje que suba el salario mínimo, para ellos de 88.36 a 102.68 pesos.

FUENTES:

Con información de:

Tijuana: Caso Tijuana y Sol de México

Agua Prieta, y Cananea en Sonora, El Universal, El Imparcial y caso Agua Prieta

Matamoros, Tamaulipas, HoyTamaulipas

Guasave, Sinaloa, Noroeste

leave a reply